Inicio

ALDF exige revisión integral a condominios de Iztapalapa

Por unanimidad de votos, la Diputación Permanente de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF) aprobó exhortar al Gobierno capitalino para que un plazo no mayor a ocho días, revise y realice las acciones necesarias de seguridad estructural en las unidades habitacionales: La Mora Grande, San Marcos, Xopa y Amacuzac 838, delegación Iztapalapa, inmuebles que, tras los sismos de septiembre pasado, sufrieron daños estructurales, como grietas y socavones.

El punto de acuerdo fue presentado por la diputada del PRD, Rebeca Peralta León, quien centró su exigencia en los secretarios de Gobierno, Guillermo Orozco Loreto, y de Protección Civil, Fausto Lugo García, así como al director general del Sistema de Aguas de la Ciudad de México (Sacmex), Ramón Aguirre Díaz, revisar el suministro de agua potable y drenaje de esos condominios que tuvieron afectaciones por el movimiento telúrico.

Precisó la perredista que las unidades: La Mora Grande, ubicada en la Calzada Ermita Iztapalapa 392, colonia El Santuario; San Marcos, localizada en la calle Luna s/n, colonia El Mirador; Xopa, situada en Sur 89, colonia Cacamac; y Amacuzac número 838, sito entre Emilio Carranza y Porto Alegre, colonia Pueblo San Andrés Tetepilco, son conjuntos habitacionales que previo a los sismos ya mostraban cuarteaduras en su estructura e, incluso, pequeños hundimientos en sus respectivos estacionamientos.

Sin embargo, detalló, los sismos incrementaron las afectaciones a esas unidades habitacionales, lo que dejó cuarteaduras de mayor longitud y profundidad, además de que los hundimientos se convirtieron en socavones, situación que mantiene en peligro latente de accidentes a los habitantes de dichas zonas.

A casi 9 meses de los sismos, las afectaciones antes expuestas continúan, por lo que se requiere de manera inmediata que los titulares de Protección Civil, como del Sacmex, trabajen de manera coordinada con la finalidad de llevar a cabo acciones que permitan generar la seguridad estructural, patrimonial e integridad física de las y los habitantes de esas unidades habitacionales.

“Recordemos que la noche del pasado 7 de septiembre, un sismo de magnitud 8.2 grados con epicentro en Pijijiapan, Chiapas, cimbró la capital, y siete días después fuimos testigos de un nuevo sismo de 7.1 grados, el cual incrementó los daños que había dejado el anterior movimiento y que, a su vez, colapsó estructuras como el Colegio Enrique Rébsamen, tragedia a la que se sumó el Multifamiliar Tlalpan”, remembró la perredista.

ShareThis