Inicio

Boom inmobiliario, amenaza para programa de mejoramiento barrial: Ana Rodríguez

A diez años de su creación, el Programa de Mejoramiento Barrial está amenazado por el boom inmobiliario o grandes constructoras que rompen con la imagen urbana y el crecimiento natural de las comunidades, advirtió la diputada Ana María Rodríguez.

Urgió a las autoridades del Gobierno de la Ciudad de México y delegacionales a respetar los principios que originaron este programa y que han hecho del mismo el ejercicio más exitoso de participación ciudadana y de la administración de los recursos públicos.

La diputada del Grupo Parlamentario de morena en la Asamblea Legislativa, afirmó que el programa tiene reconocimiento mundial por el impulso de las organizaciones sociales y vecinales. Sin embargo, es necesario fortalecerlo para evitar su debilitamiento por intereses empresariales o políticos.

La legisladora planteó robustecer el presupuesto del Programa de Mejoramiento Barrial, para que continúe siendo de interés público y colectivo, su aprovechamiento, uso, goce y posesión.

A lo largo de una década, comentó, el programa ha recibido 6 mil 575 propuestas, de las cuales han sido financiadas mil 709 proyectos, que han beneficiado a una población superior a 1 millón 500 habitantes, con una inversión de mil 109 millones de pesos.

El éxito del programa radica en la buena administración de los recursos por parte de las comunidades, aseguró la legisladora al explicar que los fondos para operar son entregados directamente a las y los vecinos, quienes adquieren total responsabilidad para ejecutar los proyectos y entregar en tiempo y forma la obra.

Afirmó que los resultados han demostrado que el dinero público rinde más y se pierde menos cuando lo manejan directamente las y los vecinos organizados. “Nos han demostrado que la corrupción no es cultura ciudadana, la corrupción es de los gobiernos”, sostuvo.

Por ello, reiteró la importancia de fortalecer el programa con mayor presupuesto, mejorando el papel de las comisiones elegidas en asamblea, la comisión de administración, la de supervisión y desarrollo, sin olvidar destinar presupuesto para el mantenimiento de las obras ya existentes.

Finalmente aseguró que este programa mediante el cual cientos de espacios públicos han sido rescatados en beneficio de los habitantes de barrios, pueblos y colonias de la Ciudad de México, ha hecho realidad el derecho a la ciudad con prácticas democráticas de convivencia social.

ShareThis