Inicio

El Leviatan

Por Manuel Avalos

En busca de la legitimidad perdida

El selectivo, matizado o simulado enjuiciamiento público que ha puesto en marcha la nueva dirigencia priista de algunos militantes del partido, ex gobernadores y funcionarios públicos, que fue el poder en buena medida que utilizó EPN para recuperar la Presidencia de la República en el 2012, parece ser un intento de frenar y revertir la aguda crisis de legitimidad que sufre la “República Priista”.

La disputa de las franquicias electorales

La crisis de representatividad de los partidos políticos en México es un fenómeno que se ha venido agudizando por su alejamiento de las bases sociales, porque nuestra clase política ha perdido progresivamente legitimidad como resultado de que las dirigencias partidistas se transformaron en aparatos burocráticos, en camarillas, tribus o pandillas, preocupados más en cómo lograr mejores ganancias o rentabilidad electoral y con ello la administración pública, y el reparto de los presupuestos en los diferentes niveles de gobierno.

Primero el bolsillo

Mientras nuestra clase política y con ella muchas empresas de comunicación de nuestro país seguían y siguen invadiendo el escenario nacional con los prolegómenos de la guerra electoral anticipada del 2018, el mercado de cambios de nuestra endeble y recesiva economía, es sacudida con una virulencia que amenaza con meternos en un oscuro túnel del cual no se vería la luz pronto, que afectaría la vida de la mayoría de los mexicanos.

La “guerra” que se avecina

Por si algo faltara en la confrontación política, electorera y ahora ideológico-religiosa (?) nuestra clase política y grupos ultramontanos, han metido a nuestro país en una inquietante dinámica de crispación social, que en los últimos días ha ido creciendo como espuma y el inicio de un nuevo capítulo de la “guerra mediática” entre los gobiernos de la Ciudad de México y del estado de México.

Manuel Avalos
Periodista con estudios en Ciencia Política en la Facultad de Ciencias Políticas de la UNAM, con más de 30 años de trayectoria y experiencia laboral en medios como Radio Mil y Televisa, en Contenidos Educativos de Publicaciones y Bibliotecas de la SEP, como analista en medios en el antiguo DDF, y oficinas de comunicación en la Secretaría de Salud, Secretaria de Gobernación, en la Dirección de Información de la II Legislatura de la ALDF.

En el ámbito de la comunicación política, una amplia experiencia en campañas electorales, estrategia de medios y de asesoría en el manejo del discurso político.