Inicio

Exhorta CDHDF a reforzar las estrategias para la prevención del suicidio

En el marco del Día Mundial para la Prevención del Suicidio, que se conmemora este 10 de septiembre de 2017 con el lema “Toma un minuto, cambia una vida”,[3] la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF), a través de la Relatoría por los Derechos de las Personas Jóvenes, exhorta a las instancias de gobierno a reforzar las estrategias multisectoriales para la prevención del suicidio identificando los factores de riesgo, considerando que los suicidios son prevenibles.

La prevención del suicidio se enmarca en la garantía del derecho a la vida y a la salud, ambos consagrados en instrumentos internacionales como la Convención Americana sobre Derechos Humanos, y el Protocolo sobre los Derechos Económicos, Sociales, Culturales y Ambientales (Protocolo de San Salvador) que reconoce que “toda persona tiene derecho a la salud, entendida como el disfrute del más alto nivel de bienestar físico, mental y social”.

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS) a nivel mundial más de 800 mil personas mueren anualmente por suicidio, y es la segunda causa de muerte en las personas jóvenes entre los 15 y 29 años de edad.

De acuerdo a estimaciones, por cada suicidio consumado es probable que al menos 20 personas más hayan intentado suicidarse. Los hombres cometen más suicidio que las mujeres; sin embargo, más mujeres lo intentan.

En México, según el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), del año 2000 a 2014 se elevó la tasa de suicidios de 3.5 a 5.2 por cada 100 mil habitantes. Destaca que el 40% de los suicidios en 2014 fue realizado por personas jóvenes de 15 a 29 años. Entre este grupo de edad, la tasa alcanza 7.9 suicidios por cada cien mil jóvenes.[5]
Por otro lado, de acuerdo con una encuesta realizada por el Instituto de la Juventud de la Ciudad de México (INJUVE), en 2015, más del 50% de las personas jóvenes de la capital encuestadas presentó infelicidad e inestabilidad emocional.

Por esta razón, el Gobierno de la Ciudad de México creó el Hospital de las Emociones, el cual hasta julio de 2017 había atendido a 21 mil 492 personas de las cuales, mil 203 son personas jóvenes que acudieron por ideación e intento suicida.

Ante esta situación, el Estado mexicano debe generar conciencia acerca de las causas del suicidio a fin de prevenir muertes prematuras. En ese sentido, cobra relevancia generar marcos normativos y estrategias de prevención conforme a los estándares internacionales, a fin de encarar el incremento de dicha situación.

La CDHDF, atenta de la garantía y protección del derecho humano a la vida y a la salud, insta a las autoridades correspondientes a incorporar la prevención del suicidio como un componente de las estrategias de salud y de las políticas públicas multisectoriales que atienden los aspectos sociales, económicos y culturales, a fin de garantizar el derecho a la salud integral y a la vida.

ShareThis