Inicio

Firman otro acuerdo, sin Morena, PT y PES

De nueva cuenta, sólo siete de los 10 partidos con registro en la Ciudad de México firmaron ahora el “Compromiso de Civilidad, Respeto y Responsabilidad” con el Instituto Electoral local (IECM).

El presidente del IECM, Mario Velázquez Miranda, sostuvo que este acuerdo tiene como propósito definir una serie de principios y valores éticos, así como democráticos, “que resultan exigibles a todos los actores a lo largo de lo que resta de este proceso electoral”, dijo.

Comentó el consejero que la inmediatez de la aplicación del documento, ayudará a lograr prevenir y atender las posibles situaciones de tensión que lleguen a presentarse.

“Tal y como se ha señalado, la suscripción de este compromiso no implica de ningún modo que se pacte o acuerde el cumplimiento de las leyes aplicables, ni la impunidad de ninguna persona que haya cometido algún acto ilícito”, aclaró.

A su vez, el presidente del PAN capitalino, Mauricio Tabe Echartea, destacó el compromiso, “porque no puede haber democracia si no hay libertad, y no hay libertad donde hay miedo. No es un lujo firmar un convenio de civilidad con la intención de salvaguardar la seguridad de los capitalinos, pues no justificación alguna para utilizar la violencia”, comentó.

Sin embargo, reprochó que los partidos ausentes, “nieguen la vía de las instituciones para resolver conflictos”, por lo que llamó a los partidos políticos a firmar el compromiso “y aquí expongan sus quejas y diferencias”. Aunque reconoció que no habrá respuesta de estos partidos, como Morena, PT y PES.

En tanto, el presidente del PRI capitalino, Francisco Olvera Ruiz, dijo que es preocupante que partidos como Morena, PT y PES desconozcan el valor del órgano electoral local, pues con ello demuestran que en julio próximo desconocerán también los resultados electorales.

Por ello, sostuvo la obligación de los partidos políticos asistir y suscribir el convenio, “porque los consejeros electorales han actuado con imparcialidad. Preocupa que si no se reconoce el valor del instituto, no reconozcan el resultado final. Muestran sólo sus habilidades para la victimización”, enfatizó.

Mientras que el presidente del PRD local, Raúl Flores García, también criticó el proceder de Morena y sus “cómplices” del PT y PES, “porque dicen ser pacíficos y no estar presentes en acuerdos institucionales. Eso es violentar, es violento porque eso es autoritarismo”, sostuvo.

Manifestó que los acontecimientos violentos de la semana pasada en Coyoacán, no deben ser pretextos para ausentarse, por lo que exhortó a las autoridades sancionar a los responsables, “pues a Morena el instrumento no le satisface y eso no es aceptable, porque pudimos incorporar nuestras inquietudes en este convenio”, resaltó.

Carlos Madrazo Silva, presidente del PVEM capitalino, a su vez, sostuvo que esta acción es un reflejo de lo que la ciudadanía espera, “porque está decepcionada de los políticos actuales. Que este documento no sea una declaración de buenos deseos, sino que se cumpla. Que busquemos una campaña de propuestas y civilidad”, afirmó.

En tanto, el presidente de Movimiento Ciudadano, Octavio Rivero, pidió a los partidos abonar a la civilidad para dar ejemplo a la ciudadanía, y no comportarse como el partido de Andrés Manuel López Obrador y sus aliados.

Mientras que la delegada de Nueva Alianza, Guadalupe Talamante, y Luciano Jimeno Huanosta, coordinador estatal del Partido Humanista, coincidieron en que las elecciones se ganan con propuestas y urgieron a que terminen las políticas de odio en las precampañas.

Finalmente, la secretaria de Gobierno, Patricia Mercado Castro, adelantó que el próximo lunes van a firmar como Gobierno local el Pacto de Civilidad, el que tampoco quieren suscribir Morena, PT y PES.

Por su parte, antes de que fuera firmado este nuevo acuerdo cívico, el presidente de Morena en la CDMX, Martí Batres Guadarrama, anunció en un video en Facebook que no asistiría a la firma, pues en el documento no se incluyó la exigencia de su partido de castigar a los responsables de la pelea ocurrida el 3 de enero, en Coyoacán.

ShareThis